Taller de Neumáticos en Sevilla

5 consejos para conducir en invierno

Por lo que hemos visto en estos últimos días, ya ha llegado el frío a España, y en Tu Rueda, taller de neumáticos en Sevilla, no queremos que esto suponga un riesgo para la conducción. Hoy en nuestro blog os damos algunos consejos para que conducir con frío no sea un problema.

Seguro que todos habéis llegado una mañana al coche y os habéis encontrado los cristales con una capa de hielo muy fina. Pues bien, eso quiere decir que el frío ya está aquí, y siendo honestos, mucho ha tardado. Al igual que durante el verano hay que prevenir algunas situaciones para que la conducción sea agradable, en invierno también debemos cuidar algunos elementos para no tener ningún problema. En Tu Rueda, taller de neumáticos en Sevilla, consideramos que los elementos a tener en cuenta son:

Cuidado con el vaho

Es muy común que en los meses más fríos del año veamos como los cristales de nuestro vehículo están cubiertos de vaho, o como lo llamamos coloquialmente estén empañados. Esto dificulta mucho la visibilidad del conductor por lo que tenemos que tener especial precaución. Si vemos que nuestros cristales se están empañandos ponemos la temperatura del aire lo más alta posible y las dirigimos hacia las lunas. De esta manera el vaho desaparecerá y ganaremos toda la visión.

Precaución con los asientos calefactables

No todos los coches disponen de este sistema pero los que sí disfruten de él deben estar atentos a este punto. El uso ideal es ponerlo nada más arranquemos el coche para que el cuerpo coja temperatura, una vez la hemos cogido lo apagamos. Esta sensación de calor en el cuerpo puede provocar sueño entre otras sensaciones.

Fuera la ropa de abrigo

Aunque cuando llegamos al coche nos vemos tentados a quedarnos con la ropa de abrigo durante todo el trayecto, debemos decir que no es en absoluto recomendable por dos motivos:

  • Puede provocar un exceso de calor.
  • Limita nuestra movilidad durante la conducción.

También hay que desechar la idea de conducir con guantes, ya que perdemos sensibilidad al volante y se los puede resbalar sin darnos cuenta.

Temperatura adecuada

Si conducimos con una temperatura demasiado alta podemos sufrir somnolencia, y como consecuencia disminuir nuestras capacidades al volante. La temperatura óptima son 21,5 grados aproximadamente.

Vigila los parabrisas

Si hay un momento del año en el que los parabrisas son fundamentes es en invierno, tanto por el frío como por la lluvia. Es importante que comprobemos que las gomas están en perfecto estado y que el líquido no se nos ha agotado. Aunque esto a priori pueda parecer algo obvio, son muchas las personas que cuando han necesitado usarlo se han dado cuenta de que no estaban en perfecto estado.

Taller Neumáticos en Sevilla

Como habéis podido ver son consejos muy sencillos que os puede evitar tener problemas al volante.

Desde Tu Rueda, Taller de neumáticos en Sevilla, esperamos que pongáis en práctica este artículo y que disfrutéis de vuestra conducción durante los meses más fríos del año.

 

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *